Entrega de firmas para plebiscito sobre la megaminería en Tacuarembó

(Comunicado de prensa 14.06.2013)

En un acontecimiento cívico sin precedentes en la historia del Uruguay, el próximo 27 de junio, la comisión Tacuarembó por la Vida y el Agua hará entrega a la Junta Departamental de una propuesta, acompañada por más de 12.000 firmas de ciudadanos, para que se prohiba el desarrollo de la minería metalífera a cielo abierto en todo el departamento.

Vida y agua © Indignados del mundo Vida y agua © Indignados del mundo


¿Por qué este acto constituye un hecho histórico?

Porque es la primera vez que se hará uso en nuestro país de la "iniciativa popular" en materia de Gobierno Departamental. Este procedimiento se encuentra habilitado por el artículo 305 de la Constitución de la República y regulado por la ley 9.515 de 1935 sobre el gobierno y la administración de los municipios. Para presentar la iniciativa, se precisa el apoyo del 15% de los votantes residentes en la localidad. La norma, junto con las firmas, es entregada a la Junta respectiva que, luego de hacer verificar las firmas, tiene 60 días para pronunciarse. Si la resolución es negativa, lo comunica al Intendente, quien debe convocar el referéndum departamental entre los 30 y 60 días siguientes.

Los plebiscitos locales tienen solo dos antecedentes.

El plebiscito de Cerro Chato, el 3 de julio de 1927, en el que por primera vez en América del Sur voto la mujer, para decidir a qué municipio pertenecía el poblado. Y el "plebiscito del vintén", el 22 de julio de 1951, para derogar una suba del boleto de transporte colectivo decretada por la Intendencia de Montevideo. El plebiscito de Cerro Chato fue regulado de manera excepcional por la Corte Electoral, porque no existía todavía una norma que lo habilitara. El "plebiscito del vintén" aplicó una de las opciones previstas en la ley, el rechazo de una resolución de la Intendencia.

Por estos antecedentes, esta acción en Tacuarembó es la primera vez que pone en práctica la "iniciativa popular". Tacuarembó, por la vida y el agua se define como un grupo de ciudadanos en donde confluyen periodistas y comunicadores, productores rurales, empresarios, trabajadores, representantes sindicales, ediles, autoridades eclesiásticas y vecinos en general preocupados por la instalación de la minería metalífera a cielo abierto a gran escala en el territorio nacional. La campaña de recolección de firmas se inició el 8 de octubre de 2012 y el impulso final para llegar a la cifra necesaria tuvo lugar durante los festejos de este año de La Patria Gaucha, donde se juntaron 5.000 firmas con la ayuda de voluntarios de distintas partes del país.

El Movimiento por un Uruguay Sustentable (MOVUS) convoca a las autoridades departamentales y nacionales, a los medios de comunicación y a la ciudadanía en general a acompañar este acto cívico que sienta un precedente histórico en cuanto a la voluntad de la población de ser informada y de participar activamente en las decisiones que definen el futuro del país.

Le Club est l'espace de libre expression des abonnés de Mediapart. Ses contenus n'engagent pas la rédaction.